ONU debe tomar acciones contra grupos armados que violentan los derechos humanos

Tomar acciones concretas contra los grupos no armados que atentan contra los derechos humanos y la paz mundial, exigió hoy el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, en la Cumbre de la Paz: Nelson Mandela celebrada en el marco de la 73° Asamblea de las Naciones Unidas.

Hernández reafirmó el compromiso de su Gobierno para luchar contra el crimen organizado, pero agregó que es claro que el rol de las maras y pandillas en el crimen organizado transnacional limita los esfuerzos del Estado hacia el desarrollo sostenible.

“Por eso, no me canso de enfatizar, mientras no reconozcamos que también las maras y pandillas violentan los derechos fundamentales de las personas, nunca vamos a lograr la paz”, manifestó.

En ese sentido, recordó que su Gobierno solicitó el apoyo de Naciones Unidas para adoptar una resolución reconociendo y condenando a estos grupos como Actores No Estatales Armados, y con ello promover la cooperación internacional para combatirlos.

Sin embargo, el gobernante hondureño lamentó que, a pesar de haber solicitado y contar con una Oficina del Alto Comisionado de los Derechos Humanos en Tegucigalpa, no ha tenido respuesta a su petición.

“Por lo anterior, no puedo evitar manifestar mi frustración cuando nos reunimos en estos ámbitos y manifestamos nuestros más sinceros deseos de trabajar en equipo en la construcción de la paz, pero nos falta la voluntad y la valentía para hacerlo posible. Esa misma voluntad y valentía que caracterizaba y hoy nos lleva a recordar a Nelson Mandela como uno de los más grandes héroes de nuestra historia”, subrayó.

En ese sentido, hizo un llamado a las Naciones Unidas para que, en el camino hacia la Agenda 2030, adopte dicha resolución y los países miembros reconozcan que las maras y pandillas atentan cada día más contra las libertades, la democracia y la paz de los pueblos.

“Hacemos un llamado a los países desarrollados para que destinen más recursos a la cooperación, a la transferencia de conocimientos y tecnologías a los países en vías de desarrollo, que los recursos destinados al financiamiento de las guerras puedan traducirse en recursos destinados a ayudar a la erradicación de la violencia, la promoción la paz, la conservación del medio ambiente y la supervivencia humana”, añadió el gobernante hondureño.

Ejemplo a seguir

El presidente Hernández alabó que la Asamblea General  reconozca y exalte al líder y baluarte de la libertad y la paz mundial, Nelson Mandela; sin embargo, llamó a que el resto de la jornada los Estados miembros de la ONU no se limiten a recordar y conmemorar a una gran persona, sino que a tomar acciones que cambien el rumbo de la historia.

“No podemos seguir reuniéndonos, trazando las rutas de lo que no me cabe duda nos llevaría a construir un mundo más justo, más próspero y más libre, pero sin realmente dar los pasos necesarios y tomar las acciones que correspondan para convertir ese sueño en realidad”, expresó.

Hernández aseguró que Mandela ha sido un ejemplo a seguir en Honduras, que en los últimos años ha vivido situaciones políticas y sociales que han llevado al diálogo, el perdón y la reconciliación.

No es una tarea sencilla porque, como bien lo dijo el Premio Nobel de la Paz, ¨derribar y destruir es muy fácil. Los héroes son aquellos que construyen y trabajan por la paz”, manifestó el mandatario hondureño.

En ese sentido, Honduras reconoce que un país en paz es solo posible con más y mejores oportunidades para todos, con mejores estándares de vida y mayores niveles de dignidad para cada persona. “Es por ello que hemos trabajado sin descanso para reducir los índices de violencia y de pobreza multidimensional”, declaró.

“Compañeros, no tomemos a la ligera las palabras que hemos pronunciado y que hemos escuchado el día de hoy. No permitamos que las palabras que conforman la Declaración que hoy adoptamos queden únicamente en eso, en papel. Démosle el peso que merece cada una de ellas y ejecutémoslas con verdadera voluntad y valentía para cambiar el rumbo de nuestra historia. Está en nuestras manos que las personas, vivan o mueran, dependiente del uso de nuestras palabras”, reafirmó.

Avances significativos

El presidente Hernández destacó los avances de Honduras en la prevención de la violencia, invirtiendo con una inversión histórica en la educación y salud de calidad.

“El 40% de los recursos antes destinados a la seguridad son hoy destinados a la prevención de la violencia, a la educación y la salud, siendo conscientes de que los pueblos no son libres y nunca gozarán de la paz sin tener acceso a estos servicios de calidad”, declaró.

Informó que para mejorar el sistema sanitario público recientemente su Gobierno nombró la Comisión Especial para la Transformación del Sistema de Salud, que tiene como objetivo a corto plazo garantizar el abastecimiento del 100% de insumos y medicinas en hospitales, reducción de la mora quirúrgica y reducción de tiempos para citas médicas.

Asimismo, se tomaron acciones históricas en materia educativa con la instalación de una Comisión Especial para la Transformación Educativa, que cuenta con la participación de ciudadanos notables de diversos sectores de la sociedad que tienen la misión de brindar una enseñanza vigente y competitiva.

Comentarios de Facebook