- Publicidad -
martes, 16 julio 2024
26.9 C
Tegucigalpa
InicioEMPLEOSUna joven sueca es indemnizada por no querer dar la mano durante...

Una joven sueca es indemnizada por no querer dar la mano durante una entrevista de trabajo

Farah Alhajeh, de 24 años y musulmana, colocó la mano en su corazón pero a su posible empleador no le pareció adecuado y no la contrató


Una joven sueca es indemnizada por no querer dar la mano durante una entrevista de trabajo

Farah Alhajeh, de 24 años (BBC)

Una mujer sueca musulmana ha ganado una indemnización después de que su entrevista de trabajo se terminó cuando se negó a dar un apretón de manos. Farah Alhajeh, de 24 años, estaba solicitando un puesto como intérprete cuando se negó a darle la mano a un entrevistador masculino por razones religiosas, según ha publicado la BBC.

Ella colocó su mano sobre su corazón en su lugar. El tribunal laboral sueco dictaminó que la compañía la había discriminado y le ordenó pagar 40,000 coronas (4.350 dólares) en compensación. Algunos musulmanes evitan el contacto físico con miembros del sexo opuesto, excepto aquellos de su familia inmediata.

Farah Alhajeh, de 24 años, estaba solicitando un puesto como intérprete

Sin embargo, los apretones de manos son tradicionales en algunos países europeos. Además, la legislación antidiscriminatoria puede prohibir a las empresas y los organismos públicos tratar a las personas de manera diferente debido a su género.

La Defensoría del Pueblo de Suecia, que representaba a la Sra. Alhajeh, de 24 años, dijo que la sentencia había tenido en cuenta “los intereses del empleador, el derecho del individuo a la integridad física y la importancia del estado para mantener la protección de la libertad religiosa”.

El tribunal laboral dictaminó que la compañía la había discriminado y le ordenó pagar una indemnización

El tribunal laboral de Suecia determinó que la empresa tenía justificación para exigir la igualdad de trato para ambos sexos, pero no para exigir que sea solo un apretón de manos. Su negativa a estrechar la mano por motivos religiosos estaba protegida por la Convención Europea de Derechos Humanos, decía, y la política de la compañía al exigir un saludo específico era perjudicial para los musulmanes.

El tribunal también discrepó con la afirmación de la empresa de que el enfoque de saludo de Alhajeh causaría un problema para la comunicación efectiva como intérprete. La joven dijo después de el juicio que es importante “no rendirse nunca” cuando está convencido de que tiene razón, incluso como miembro de un grupo minoritario.

”Creo en Dios, algo que es muy raro en Suecia … y debería poder hacer eso y ser aceptada siempre que no lastime a nadie”, dijo. ”En mi país … no se puede tratar a mujeres y hombres de manera diferente. Lo respeto. Por eso no tengo ningún contacto físico con hombres o mujeres. Puedo vivir según las reglas de mi religión y al mismo tiempo, seguir las reglas del país en el que vivo“, agregó.

La negativa a estrechar la mano estaba protegida por la Convención Europea de Derechos Humanos



© 2024 - HCH Televisión Digital - Noticias de Honduras y el Mundo. Anillo Periférico, Complejo Empresarial Tegucigalpa, Honduras, C.A. Tel: (504) 2235-3245 / 2235-3246 / 2235-4875 / 2235-4876 LLÁMENOS GRATIS DESDE EE.UU: 3052801682 y 3052801735

Noticias Relacionadas

- Publicidad -

NUESTROS USUARIOS EN EL MUNDO

TOP 5

WhatsApp