Japón prohíbe un cannabinoide detectado en gomitas y caramelos que ha provocado la hospitalización de más de 20 personas

El Ministerio de Sanidad de Japón ha anunciado este lunes que prohibirá el HHCH, una sustancia sintética derivada del cannabis, y que ha sido detectada en caramelos distribuidos en el país, cuyo consumo causó la hospitalización de varias personas.

El HHCH, siglas de Hexahydrocannabihexol, es una sustancia psicoactiva que actualmente no está regulada en el país nipón, a diferencia del cannabis y de otros derivados como el THC, cuya venta y consumo están prohibidos en el país asiático.

Las autoridades niponas aspiran a cubrir una laguna regulatoria causada por la popularización del citado compuesto, presente en gominolas o caramelos que pueden comprarse a través de internet o en establecimientos especializados en Japón.

Entre octubre y noviembre, al menos dos docenas de personas han sido hospitalizadas tras el consumo de golosinas que contenían HHCH con diversos síntomas como alucinaciones, pérdida de memoria o incluso quedando momentáneamente inconscientes, según recogen medios locales.

“Pueden ser peligrosos”

El ministro de Sanidad, Keizo Takemi, ha asegurado en una rueda de prensa este martes que, además de la prohibición del HHCH, se contempla la de otros compuestos similares, y pidió a la ciudadanía que evite el consumo de productos como los citados derivados del cannabis “porque pueden ser peligrosos”.

El pasado viernes, el departamento de control de narcóticos del Ministerio llevó a cabo inspecciones en varias instalaciones de producción de comestibles derivados del cannabis y en establecimientos que los comercializaban en las ciudades de Tokio y Osaka.

Las autoridades hallaron productos que contenían esta sustancia en al menos una de las tiendas. Como consecuencia, han ordenado la suspensión de las ventas de golosinas y caramelos vendidos bajo denominaciones como “cannabis candies” o “knockout candies” hasta que se completen los análisis de sus componentes.