jueves, 27 enero 2022
26.2 C
Tegucigalpa
Inicio VARIOS "No debí haber nacido": demandó al médico de su mamá y ahora...

“No debí haber nacido”: demandó al médico de su mamá y ahora debe indemnizarla

La joven, de ahora 20 años, acusó al doctor por “concepción incorrecta”.

El Tribunal Superior de Londres determinó que el médico de una mujer debe pagarle una millonaria indemnización a su hija que nació con una descapacidad.

La joven, de ahora 20 años, demandó al doctor que atendió a su mamá durante el embarazo por “concepción incorrecta”.

En su querella Evie Toombes acusó al profesional de la salud Philip Mitchell de no aconsejar a su madre que tomara ácido fólico antes durante la gestiación.

Es que la deficiencia de esa vitamina es una de las causas de la espina bífida, malformació, que produce discapacidades motrices con la que nació Evie.

“No debí haber nacido”, aseveró la joven al afirmar que, en caso de que su madre hubiera estado al tanto de las posibles afecciones resultantes de la falta de ácido fólico, habría tomado los suplementos y retrasado su embarazo hasta alcanzar los niveles óptimos de ese compuesto.

Caroline Toombes (50 años) contó que el médico le dijo que “no era necesario” que consimiera ácido fólico porque lo podía obtener a partir de una dieta balanceada y también le recomendó “tener mucho sexo”.

Mitchell rechazó cualquier tipo de responsabilidad por la discapacidad de la joven y aseguró haber atendido a la mujer de manera profesional y correcta, así como haberla aconsejado de forma pertinente, según RT.

La jueza Rosalind Coe falló a favor de Evie y le concedió el derecho a recibir una millonaria indemnización para cubrir los gastos médicos de su tratamiento, suma que será determinada con exactitud en los próximos días.

A pesar de su condición, Evie es practicante de salto ecuestre, al igual que su madre.

Se le diagnosticó un lipomilomeningocele (LMM), una forma de defecto del canal neural de la columna que provoca una discapacidad permanente, lo que hace “muy limitada” su movilidad, por lo que dependerá cada vez más de una silla de ruedas a medida que envejezca, con problemas intestinales y de vejiga.

- Publicidad -

Noticias Relacionadas

TOP 5