martes, 18 enero 2022
20.8 C
Tegucigalpa
Inicio VARIOS Joaquín, el niño que vendió pasteles para pagarse una operación en EEUU

Joaquín, el niño que vendió pasteles para pagarse una operación en EEUU

En el 2019 Joaquín Nahuel Núñez sufrió un terrible accidente en su hogar, ubicado en Argentina, pues roció una botella de alcohol sobre unas brasas, lo que provocó que el fuego se esparciera y le causara quemaduras en el 25% de su cuerpo. Tras el accidente permaneció más de un mes internado en un hospital. El pequeño se recuperó parcialmente, pero necesita una cirugía reconstructiva, por lo que tuvo la iniciativa de vender pasteles y recientemente alcanzó su meta.

Para el menor la repostería no era algo desconocido, en una entrevista que dio su mamá, llamada Raquel, al medio local Los Andes, contó que su hijo ya elaboraba pequeños pastelitos a los seis años junto a su abuelo, pero fue hasta hace dos años cuando comenzó a hornear pasteles.

En su perfil de Twitter, el menor, que actualmente tiene 10 años, compartió una fotografía de la primera torta que realizó la cual fue con motivo del cumpleaños de su abuelo.

Su madre y su padre son vendedores ambulantes, además de que tiene a otros cuatro hijos, por lo que el dinero no les sobra. En la conversación. Raquel explicó que Joaquín podía hacer sus bizcochos gracias a que sabe guardar e invertir su dinero.

“No gasta en golosinas, no gasta en chocolates, no gasta en nada. Guarda, guarda y con lo que guarda se compra lo que quiere: harina, huevos, leche, todo lo que necesita para hacer pasteles”, también explicó que para él era un juego y les repartía sus creaciones a sus familiares.

La señora también recordó que el día del accidente Joaquín y su hermano mayor, llamado Fabricio, se comenzaron a incendiar. Fabricio se tiró al suelo y logró sofocar las llamas, sin embargo, Joaquín no lo hizo y las llamas lo cubrieron por completo. El padre de Raquel reaccionó y abrazó a su nieto con una chamarra, y así detuvieron el fuego.

En el hospital les dijeron que se prepararan para lo peor, pues a su edad no resistiría ni una noche: “Pero la aguantó y al otro día a la mañana lo llevaron al Hospital de Quemados”, contó la madre.

Durante 2020 estuvo en rehabilitación y le hicieron injertos de piel, sin embargo, esto se detuvo por la pandemia, además las operaciones que tenían programadas se suspendieron. En 2021 los médicos les dijeron que las heridas ya habían cicatrizado y que no podían seguirle haciendo injertos, además le informaron que debían de colocarle cuatro expansores en el rostro, cada uno con un costo de $50,000 pesos, unos $500 dólares.

Entonces comenzaron a vender sus pertenencias y a realizar sorteos de artículos que les donaban, luego Joaquín comenzó a hornear pasteles y se convirtieron en parte del premio. Su historia se fue haciendo conocida en argentina y mucha más gente comenzó a comprarle los pasteles.

Incluso el futbolista Sebastián Villa, de Boca Juniors, lo contactó para comprarle una torta y le pidió que se la llevara a la Bombonera, por lo que pudo convivir con otros jugadores.

Este 29 de noviembre, Joaquín Nahuel Núñez compartió un video en su cuenta de Twitter en donde anunció que ya había juntado el dinero necesario para la operación: “¡hola gente!, les quería aclarar que la plata de la operación ya la junté, gracias a la gente y a las tortas que yo vendí. La plata de la operación la junté gracias a mi esfuerzo y a la ayuda de ustedes”.

En otro mensaje, comentó que ahora va a perseguir otro sueño: “ahora voy por el local y conseguir para hacer mis repartos. ¡Muchas gracias a todos!”.

- Publicidad -

Noticias Relacionadas

TOP 5