viernes, 3 diciembre 2021
23 C
Tegucigalpa
Inicio INTERNACIONALES Europa y Estados Unidos sufren la pandemia de los no vacunados

Europa y Estados Unidos sufren la pandemia de los no vacunados

A pesar de contar con las dosis, Europa y Estados Unidos sufren la pandemia de los no vacunados. Por el aumento de casos, la región europea volvió a ser el epicentro de la pandemia por el coronavirus: aún el 40% de la población. Y el ritmo actual de la transmisión del coronavirus en los 53 países de la región europea ha sido calificada como “muy preocupante” por la Oficina regional de la Organización Mundial de la Salud. Porque los casos de personas que son diagnosticadas con COVID-19 se acercan de nuevo a niveles récords, y la variante Delta, que es más transmisible, sigue dominando la transmisión en Europa y Asia central. Mientras tanto, en los Estados Unidos, también los casos de COVID-19 se producen en personas no vacunadas que son el 42% de la población.

Hasta septiembre en los Estados Unidos, hubo una ola de casos con la variante Delta. Pero durante muchas semanas, el descenso de los casos y las hospitalizaciones había dado esperanzas. El progreso se ha estancado recientemente, con un aumento o estancamiento de los casos en más de 20 estados. La media diaria de casos en el país ha rondado los 72.000 contagios durante las dos últimas semanas, mientras los brotes siguen produciéndose, especialmente en la mitad norte del país. Unas 40.000 personas están hospitalizadas con COVID-19, menos de la mitad del pico alcanzado a principios de septiembre.

El Oeste Montañoso del país -donde la cobertura de vacunación suele ser menor- es el más afectado, especialmente Colorado, Wyoming y Montana. Partes del suroeste y del medio oeste también están tratando de controlar un repunte. Incluso algunas zonas del noreste, muy vacunadas, han sufrido aumentos durante el otoño.

En América Latina, el porcentaje de personas sin vacunas llega al 37% de la población. Pero la tendencia en los casos y las muertes por COVID-19 continúa en baja por octava semana. El miércoles la Organización Panamericana de la Salud advirtió que el progreso “no es una razón para volverse complaciente o discontinuar las medidas de salud pública que ayudan a mantenernos protegidos”.

La semana pasada, Europa y Asia central representaron el 59% de todos los casos a nivel mundial y el 48% de las muertes notificadas. De forma acumulada, ahora hay más casos notificados -78 millones- en la región europea que en el sudeste asiático, el Mediterráneo oriental, el Pacífico occidental y África juntos. En las últimas 4 semanas, Europa ha experimentado un aumento superior al 55% en los nuevos casos de COVID-19.

“Estamos, una vez más, en el epicentro. Vemos tendencias crecientes en todos los grupos de edad. Lo más preocupante es el rápido aumento de los grupos de población de mayor edad desde la semana 38, lo que se está traduciendo en un mayor número de personas con enfermedad grave y más personas que mueren. Actualmente, el 75% de los casos mortales corresponden a personas de 65 años o más”, dijo el doctor Hans Henri Kluge, director regional para Europa de la OMS.

Las tasas de ingreso hospitalario por COVID-19 se han duplicado con creces en una semana, según los últimos datos de la OMS/Europa. “Según una proyección fiable, si seguimos en esta trayectoria, podríamos ver otro medio millón de muertes por COVID-19 en Europa y Asia central para el primero de febrero del año que viene, y 43 países de nuestra Región se enfrentarán a una presión de alta a extrema sobre las camas de hospital en algún momento durante el mismo período”, afirmó el doctor Kluge.

Los factores que hacen que hoy Europa sea el epicentro de la pandemia son “la insuficiente cobertura de vacunación”, y “la relajación de las medidas de salud pública y sociales”, según el experto. En el caso de países como Rusia, solo el 33% de la población general tiene el esquema de dosis completo. A nivel mundial, el 40% de la población ya tiene el esquema.

- Publicidad -

Noticias Relacionadas

TOP 5