viernes, 22 octubre 2021
18 C
Tegucigalpa
Inicio INTERNACIONALES ¿Compraría una casa embrujada? Este es el precio de la vivienda donde...

¿Compraría una casa embrujada? Este es el precio de la vivienda donde se filmó la película El Conjuro

La casa colonial de Rhode Island que fue el tema y escenario de la exitosa película de terror The Conjuring (El Conjuro, 2013) está a la venta por segunda vez en dos años.

Pero ahora su precio es tres veces más alto.

La casa ubicada en la localidad de Harrisville, Rhode Island, fue construida en 1736 y comprada en 2019 por el entusiasta de actividades paranormales Cory Heinzen. Este la adquirió por menos de 440,000 dólares.

Este mes, la casa volvió al mercado con un precio inicial de 1,200,000 dólares. El anuncio de venta señala que quien la compre tendrá la oportunidad de “poseer una pieza extraordinaria de la historia de cultura”.

“Existen rumores de que la casa está encantada por la presencia de Bathsheba Sherman, quien en el siglo XIX habitó la vivienda. (Ubicada en) 1677 Round Top Road, es una de las casas embrujadas más famosas de Estados Unidos”, se lee en el anuncio de la compañía de bienes raíces Sotheby’s International Realty.

Andrea Perron, quien vivió allí desde 1970, cuando era niña, escribió la trilogía House of Darkness, House of Light (Casa de oscuridad, Casa de luz), sobre las experiencias fantasmales de su familia en la vivienda. La película se basó en una pesquisa a la casa realizada por los investigadores paranormales Ed y Lorraine Warren.

“Francamente, si tuviera el dinero, la compraría yo misma solo para cuidarla”, dijo Perron en una entrevista telefónica con la cadena WJAR, afiliada de NBC News.

“Siempre fue mi sueño recuperar algún día la granja, aunque no vivir en la granja, no quiero vivir allí”, agregó.

Algunas imágenes en el anuncio de venta de la casa muestran muñecas fantasmagóricas sentadas en un sillón, aparentemente un guiño a la película Annabelle (2014), uno de los muchos filmes de la exitosa franquicia que siguió a The Conjuring.

Otras imágenes son tomas de detalles que apuntan a los orígenes coloniales de la casa, como pisos de madera y una gran chimenea de piedra.

Jenn Heinzen, una de las propietarias actuales de la casa, le dijo al diario The Wall Street Journal que la propiedad tiene reservas para visitantes y recorridos hasta 2022.

Ella y su esposo creen que la casa está embrujada por fantasmas de la época de la llamada guerra del Rey Felipe, un sangriento y brutal conflicto entre 1675 y 1678, que enfrentó a los nativos locales y los colonos blancos. Aunque dice que no ha sentido ninguna presencia “malévola” en el hogar.

“Es la tierra lo que está estigmatizado, no la casa en sí”, agregó.

Noticias Relacionadas

TOP 5