martes, 26 octubre 2021
30.3 C
Tegucigalpa
Inicio INTERNACIONALES La Casa Blanca pide a las agencias del Gobierno que se preparen...

La Casa Blanca pide a las agencias del Gobierno que se preparen para un cierre

La Casa Blanca informó a las agencias gubernamentales que deben prepararse para un posible cierre del Gobierno federal si no se firma un proyecto de ley presupuestario de emergencia antes del 30 de septiembre.

“Estamos tomando todas las medidas posibles para mitigar el impacto de un posible cierre”, dijo la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, durante una sesión informativa el jueves.

Todavía no hay una decisión formal, pero es “sólo un recordatorio de que estamos a siete días y tenemos que estar preparados, por supuesto, en cualquier caso de cualquier contingencia, por lo que vemos esto como un paso de rutina que es sólo para estar preparados”, dijo Psaki. 

El Congreso se encuentra en una carrera contra el reloj para alcanzar los múltiples plazos de una serie de prioridades legislativas, como la aprobación de la ley de financiación provisional para evitar el cierre de las agencias gubernamentales. 

También está estudiando la ayuda a las catástrofes por las tormentas e incendios forestales, y el dinero extra para ayudar a los evacuados afganos. Además, intenta ampliar el límite de la deuda para evitar el impago antes de la fecha límite prevista para octubre, lo que supondría una catástrofe económica.

Por otro lado, los demócratas pretenden aprobar el proyecto de ley de infraestructuras al tiempo que completan un amplio paquete multimillonario de gasto social y prioridades fiscales, todo ello en un plazo reducido.

A primera hora del jueves, los demócratas del Congreso y la Casa Blanca llegaron a un acuerdo sobre el apartado de ingresos de su multimillonario proyecto de ley de seguridad social, un paso importante para lograr un acuerdo final. 

“La Casa Blanca, la Cámara de Representantes y el Senado han llegado a un acuerdo sobre un marco de trabajo que pagará cualquier acuerdo final negociado”, dijo el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer, en una conferencia de prensa el jueves.

El anuncio se produce justo un día después de que el presidente Joe Biden organizara múltiples reuniones en persona en la Casa Blanca con grupos que representan a las distintas alas de la bancada demócrata, tanto de la Cámara de Representantes como del Senado, con el fin de lograr un consenso en torno a sus paquetes de gasto social y de infraestructuras.

“Tenemos un consenso abrumador, quizá 10 a 1, 20 a 1 dentro de nuestra bancada en cuanto a estas prioridades, pero queríamos asegurarnos de que se había pagado”, dijo la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, durante una conferencia de prensa en la que estuvo acompañada por Schumer.

Psaki aseguró que el acuerdo marco era “una señal de progreso” y que el siguiente paso será discutir con los legisladores el camino a seguir.

“Pero no hay duda de que hay mucho trabajo por delante que se desarrollará durante el resto del día, en los próximos días”, dijo.

Los legisladores progresistas han dicho que no apoyarán el proyecto de ley de infraestructuras aprobado por el Senado, una de las principales prioridades de los líderes demócratas, a menos que se apruebe primero el paquete de reconciliación de 3.5 billones de dólares.

La líder del Caucus Progresista del Congreso, la representante Pramila Jayapal, demócrata por Washington, ha pronosticado que docenas de demócratas desertarán y votarán en contra del proyecto de ley de infraestructuras si no se aprueba primero el proyecto de gasto más amplio en el Senado.

El líder republicano de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, dijo que votará en contra del proyecto de ley de reconciliación y animará a sus miembros a hacer lo mismo.

“Ya no lo veo como un proyecto de ley bipartidista“, dijo “voy a votar no”,. 

Cuando se le preguntó cómo explicaría eso a los electores que quieren mejoras en las infraestructuras, McCarthy agregó: “No consigues millones de dólares para carreteras y banda ancha. Lo que obtienes son 5 billones de dólares de más inflación” y “un gran Gobierno socialista más grande”.

Mientras que Pelosi dijo a los periodistas el miércoles que el proyecto de ley de reconciliación todavía estaba en la agenda después de prometer a los legisladores centristas que se someterá a votación en la Cámara para el lunes, el jueves no se comprometió a esa línea de tiempo.

Noticias Relacionadas

TOP 5