[FOTOS]: Mujer soltó la cadena a su pitbull y ordenó que atacara al perro de su vecina

En un episodio que para los vecinos de Conde al 4400, en Saavedra, no resulta aislado, un perro pitbull atacó a un shar pei por orden de su dueña. Todo sucedió el sábado cerca de las 21, cuando ella, en medio de una discusión con un vecino, le habría soltado la correa de manera intencional a la orden de “¡Ataque!”, para que se abalance sobre el animal de una mujer que justo pasaba caminando.

A raíz de la salvaje embestida, el shar pei resultó muy malheridoy debió ser atendido de urgencia, mientras que su tutora tambiénsufrió una fuerte mordida en la mano por la que recibió cerca de 12 puntos. “Me agarró totalmente desprevenida, mi error fue sacar a pasear a mi perro. Cuando estoy a unos 200 metros de llegar a mi casa veo a una mujer discutiendo con un vecino y cuando estamos por pasar por ahí dice ‘ataca’. Yo la miré como diciendo ‘qué chiste que no me causa gracia’. Pero no pasó un segundo que ya lo tenía al perro desgarrando al mío. El pitbull estaba con correa y ella lo soltó”, relata Carolina Martínez, todavía conmocionada por lo que le tocó vivir.

Así quedó Fox, el shar pei atacado por un pitbull.

Así quedó Fox, el shar pei atacado por un pitbull.

Su shar pei Fox sufrió un desgarro total de la pata delantera izquierda: el pitbull le comió todo el músculo y le quebró el hueso. Además, tuvieron que darle 15 puntos en el cuello. Aún no se sabe cómo ni en cuánto tiempo se recuperará. “Cuando le digo a ella ‘por favor, ayudame’, me contesta ‘no, en minutos te lo va a matar, ¿ para qué lo querés?’. Entonces me tiro encima del pitbull con toda la ira y le aprieto el cuello, le enredo la correa de mi perro y empiezo a tratar de ahorcarlo para que lo suelte. Ahí él se da vuelta y me agarra la mano a mí”, describe el momento la joven que lleva su mano vendada.

De acuerdo al relato de los vecinos que presenciaron la escena, la dueña del agresor se reía mientras su perro destrozaba al shar pei, y ellos intentaban socorrerlo, separarlos, disuadir con baldes de agua al pitbull para que soltara al otro animal. “Ella lo soltó para mostrarle al vecino con el que discutía, lo estaba amenazando con lo que le iba a hacer a él“, interpreta Carolina.

Fox junto a la mano vendada de su dueña.

Fox junto a la mano vendada de su dueña.

El mismo pitbull está señalado como el autor de la muerte de otro perro, y de otros ataques similares en el barrio. No obstante, la preocupación mayor de los frentistas es la actitud de sus dueños. “El tema no es el perro, es la mala dueña”, refiere la agredida. Por este último suceso se radicó una denuncia policial.

El pitbull figura en el registro de “razas peligrosas”del Gobierno Porteño, y ha sido repetidas veces protagonista de ataques violentos contra terceros o contra sus propios dueños. A fines de febrero, un hombre fue atacado por uno de estos perros en San Clemente, mientras practicaba kitesurf.

Comentarios de Facebook