López Obrador solicita ayuda a Las Fuerzas Armadas para combatir la delincuencia

A seis días de su toma de posesión, López Obrador ha convocado un encuentro inédito con personal del Ejército y la Marina en las instalaciones militares de Ciudad de México para anunciar que se convertirán en la pieza clave de la lucha contra la violencia. Ante una audiencia de unos 30.000 oficiales uniformados —es la primera vez que un presidente electo se dirige a las tropas— ha insistido también en la necesidad de crear el nuevo cuerpo militar previsto, la Guardia Nacional.

El anuncio supone una declaración de intenciones para los próximos seis años de Gobierno. Lejos de enviar a los militares a los cuarteles, como había señalado durante la campaña, les ha conferido la misión más trascendente de su legislatura: la seguridad de un país que vive las peores cifras de violencia de su historia.Cortesíaelpaís

Comentarios de Facebook