¿Se acaba de graduar? Esto es lo que necesita para conseguir trabajo

Cada vez más los profesionales deben buscar destacarse en el ámbito laboral para conseguir un empleo después de terminar sus estudios. Le damos las 5 claves para lograrlo.

(Getty Images)

Salir de la carrera universitaria y enfrentarse al mundo laboral suele ser un proceso lleno de cambios y emociones. Y aunque los intereses son tan diversos como personas, enlazarse al mercado laboral es el sueño de muchos que quieren empezar a generar sus ingresos y a construir su vida laboral.

No importa el área que haya escogido, ya sea ciencias o humanidades, la búsqueda de empleo siempre será un reto, incluso para quienes ya han tenido algo de experiencia. Y sumando la difícil situación económica en la que se encuentran muchas empresas nacionales, esto ha desembocado en que el desempleo siga teniendo cifras bastante altas.

Según el DANE, en el trimestre abril-junio de 2018 la tasa de desempleo para los jóvenes de 14 a 28 años fue 16,1% en el total nacional. Además se presentó una gran diferencia entre hombres y mujeres. Para los hombres jóvenes la tasa de desempleo en el mismo trimestre fue de 12,7%, la tasa global de participación fue de 65,6% y la tasa de ocupación fue 57,2%. Mientras que para las mujeres jóvenes la tasa de desempleo fue de de 20,6%, la tasa global de participación fue 49,9% y la tasa de ocupación fue de 39,6%.

Por otro lado, con base en el Panorama Laboral 2017 para América Latina y el Caribe de la Organización Internacional del Trabajo – OIT, la desocupación juvenil continúa aumentando en el promedio regional, ya que pasó de 18.9% en 2016 a 19.5% en 2017. Lo que quiere decir queuno de cada cinco jóvenes entre los 15 y los 24 años que está buscando empleo no lo encuentra.

En Colombia, los jóvenes en Bogotá con estudios universitarios son los que más se demoran en encontrar trabajo, con 31 semanas frente a las 20 que tarda una persona desempleada a nivel nacional. Aunque de todos modos la capital sigue siendo la ciudad mejor paga y rentable para los recién graduados, pues en promedio ganan $2.000.000, mientras que en regiones como Antioquia, el Eje Cafetero, Huila y Tolima ganan en su primer empleo $1‘600.000.

¿Qué es lo que pasa?

Según un estudio de ManpowerGroup, sobre perspectivas de empleo a nivel global, que encuestó a 39.135 empleadores de más de 43 países, en el mundo existe una escasez de talento y los empleadores tienen dificultades para encontrar personas idóneas que puedan ocupar una vacante profesional. Los tres principales factores que causan esta situación son: falta de solicitantes (29%), de experiencia (20%) y de habilidades necesarias (19%).

Javier Echeverry, Country Manager de ManpowerGroup Colombia, afirmó que “parte de las causas de la escasez de talento es que hay una falta de correspondencia entre lo que la gente está estudiando y lo que las organizaciones necesitan. Además, a esto hay que sumarle el tema de la tecnología, la cual está teniendo un impacto muy grande debido a que muchos cargos se están reemplazando por inteligencia artificial”.

Mientras que Andrés Rodríguez, Phd. y exdirector de la especialización de derecho de la Universidad Santo Tomás, cree que el problema radica en que las universidades no están contando con los programas de prácticas laborales que puedan vincular efectivamente a los estudiantes a sus áreas de trabajo, y tampoco les están enseñando las habilidades necesarias. “Uno ve hojas de vida y entrevistas que parecen de mentiras. Falta guiar a los estudiantes a las aptitudes laborales para poder competir, especialmente en los últimos semestres de la carrera”.

Por ello, es ideal que las empresas tengan en cuenta las prácticas profesionales como un factor que sume experiencia laboral para generar más posibilidades de que los jóvenes consigan empleo a futuro.

5 habilidades para no ser un desempleado más

La Oficina de Egresados y Desarrollo Profesional –OEDP– de la Facultad de Administración de la Universidad de los Andes encontró en su estudio del “Mercado Colombiano: Tendencias y retos laborales” 5 aspectos fundamentales en los que usted como recién graduado debería enfocarse para conseguir llamar la atención de un empleador.

#1. Learnability o ‘Aprendibilidad’:

Esto es la capacidad que tiene un individuo por aprender nuevos conocimientos que sean aplicables a su trabajo y que le permitan mantenerse empleable a largo plazo. Si usted llega pensando que ya lo sabe todo, perderá la vacante.

Según el Foro Económico Mundial, esta es una de las competencias que las empresas consideran indispensables a la hora de tener en cuenta un perfil laboral, pues cumple una doble función, contribuye al desarrollo de conocimiento de la persona y al mismo tiempo genera valor a la compañía.

Además tenga en cuenta que esto es única responsabilidad suya, ya que debe valerse de las herramientas digitales para fortalecer sus capacidades y aumentar su valor laboral.

#2. Creatividad:

Aunque suene contradictorio ya que se tiene la creencia de que el empleado debe seguir órdenes del empleador, ahora más que nunca las empresas están buscando mentes que salgan de la zona de confort.

El pensamiento creativo será fuertemente valorado si usted aporta nuevas ideas que contribuyan a la renovación de los procesos y la cultura de las empresas.

#3. Servicio al cliente:

En los sectores de empresas de ventas de productos y servicios, esta habilidad es indispensable. Y aun así no haga parte del sector, la capacidad de interactuar con clientes y ofrecerles soluciones integrales dependiendo de cada una de sus necesidades es cada vez más apreciada debido a que con los avances tecnológicos, las soluciones fáciles, amables y rápidas son pan de cada día.

#4. Buena comunicación verbal y escrita:

¿Qué pasa si usted tiene grandes ideas pero no sabe cómo expresarlas? Esto le puede valer su posibilidad de ser contratado. Tanto en las exposiciones grupales, como en la presentación de informes o creación de propuestas, es necesario poder articular y tener desarrollada la habilidad de expresarse correctamente de forma oral y escrita.

#5. Resolución de problemas:

Este aspecto es fundamental que lo sepa demostrar en su hoja de vida. Dé ejemplos de cómo en el pasado ha afrontado conflictos o problemas, ya que en los entornos laborales cada día se presentan dificultades que los profesionales deben afrontar correctamente para no alterar el orden de los procesos de una compañía.

José Carvajal, director de Recursos Humanos para la región norte de Abbvie, afirma que “encontrar personas que tienen la capacidad, agilidad, adaptabilidad y resiliencia para poder estar en posiciones que se van a enfrentar a un ambiente VUCA (Volátiles, inciertos, complejos y ambiguos), es supremamente importante para las organizaciones”.

Adicionalmente tenga en cuenta que otros aspectos más tradicionales como el trabajo en equipo, la proactividad, la agilidad mental, saber otros idiomas, liderazgo e inteligencia emocional siguen siendo un buen as bajo la manga para tener en momentos de búsqueda de un empleo.

Así que por eso le recomendamos convertir esos sentimientos de nervios, frustración y ansiedad que probablemente esté sintiendo por su nueva etapa de la vida en un motor para hacer un análisis consciente de cuáles de estos aspectos le hacen falta, cuáles debe mejorar y en cuáles tiene grandes oportunidades.

Comentarios de Facebook