preguntas que debes hacerte antes de aceptar un trabajo

Te interesaste en la oferta, enviaste tu aplicación, tuviste la entrevista y ahora estás seguro de que te darán el puesto, pero ¿Te has parado a pensar si de verdad es el trabajo más indicado para ti? Recuerda que antes de aceptar una oferta, es muy importante hacer un análisis a conciencia y decidir si realmente este puede ser el trabajo de tus sueños o si es necesario seguir buscando hasta que encuentres uno que te encante en todos los sentidos. Repasa estas 8 preguntas y verás que son infalibles a la hora decantarse por un trabajo, o por el contrario, seguir buscando.

Sabrás si debes aceptar o rechazar un empleo al plantearte estas 8 preguntas

Preguntas-antes-de-aceptar-trabajo-infojobs

1. ¿Cuáles son mis no-negociables para rechazar un empleo?

¿Tienes alguna condición que sea para ti innegociable? ¿Flexibilidad en los horarios, cercanía a tu hogar, ambiente de trabajo, posibilidad de conciliación con tu vida familiar? Todos los anteriores valen si para ti son importantes, por eso haz una lista de esas cosas que no estás dispuesto a dejar de lado y mantente firme frente a ellas antes de cambiar de empleo. Si realmente las consideras importantes y en tu nueva empresa no te las ofrecen, igual es mejor rechazar la oferta y esperar a otra que realmente te brinde lo que necesites.

2. ¿Estoy de acuerdo con el salario de mi nueva empresa?

Aunque el salario no es el único motivo por el que trabajamos y tampoco debería ser lo más importante, sigue siendo un aspecto fundamental con el que debes estar de acuerdo siempre. Un sueldo con el que estés feliz hará que sientas que tanto tú como tu trabajo sois valorados. También es importante valorar qué puede aportarte una empresa de cara a tu futuro o si realmente te da la posibilidad de hacer lo que te gusta. Entonces aquí el salario se convierte en algo más secundario, aunque es de gran importancia para sentirte bien.

3. ¿Estoy en línea con mi nuevo jefe?

Tu nuevo jefe será alguien importante en tu vida, planteará tus próximos objetivos, te motivará a trabajar cada vez más y mejor, y será un aliado para lograr que tu carrera profesional avance.No te tomes a la ligera este punto y calcula qué tan en sintonía estás o con él o ella y cómo te has sentido en la entrevista de trabajo.

4. ¿Está este puesto dentro del recorrido que había pensado para mi carrera?

Un paso vital a la hora de aceptar o rechazar un empleo: La respuesta a esta pregunta puede ser buena, ya sea sí o no. A veces, está bien salirse del camino marcado para coger un barco que te hace más feliz que el previsto. Pero tienes que planteártelo ahora, para no darte cuenta demasiado tarde y tomar decisiones precipitadas.

5. ¿Cómo se medirá mi éxito?

La mejor manera de saber qué se espera de ti, es preguntando. Tómate el tiempo de preguntar en tu entrevista cómo medirán tu éxito, qué objetivos deberás cumplir y qué estarán esperando ellos de la persona que ocupe ese puesto. Si tienes esto claro, podrás entender de manera más real y objetiva el puesto al que estás aplicando y sabrás realmente si aceptar el trabajo o no.

6. ¿Qué oportunidades de crecimiento laboral hay dentro de la empresa?

Algo importante antes de aceptar una oferta es pensar en el futuro. ¿Puedes crecer dentro de la empresa? ¿Hay espacio para que puedas desarrollarte laboralmente? ¿Crees que aprenderás cosas nuevas que permitirán que te expandas profesionalmente? ¡No dejes de lado este aspecto y recuerda no dejar de lado tu futuro a la hora de decir que sí en tu presente!

7. ¿Cuál es la cultura corporativa de la empresa? ¿Se alinea con mis principios, actitudes y objetivos?

Es importante estar a gusto en el lugar donde vas a ir a trabajar, y la mejor manera de hacer esto es saber que las creencias de tu empresa se alinean con las tuyas. Por ejemplo, si eres alguien que se preocupa por el medio ambiente, no te de miedo preguntar qué políticas tienen frente al cuidado de este en la empresa. Mientras más alineados estéis ambos, mejor será la relación sin duda.

8. ¿Qué te dice tu intuición?

Sabemos que normalmente las decisiones más importantes se toman con la cabeza y no con el corazón, pero en este caso, la última pregunta que debes hacerte a ti mismo es, ¿sientes que este es el lugar para ti? Si hay un trozo de ti que te dice que sí, aunque no puedas explicar por qué, dale una oportunidad, quizás tu intuición te está diciendo algo importante.

¿Tu oferta laboral ha pasado todas nuestras preguntas? Si la respuesta es que sí, entonces quizás estás frente al trabajo de tus sueños así que ¡no tengas miedo y lánzate!

Comentarios de Facebook