Consejos para aliviar los síntomas de la menopausia

La menopausia es una etapa más en la vida de una mujer. Si quieres aprender a paliar sus síntomas, el siguiente artículo puede ayudarte.

La menopausia es un proceso natural en la vida de las mujeres que indica la fecha de la última menstruación, pero para hablar de menopausia con propiedad deben transcurrir doce meses sin tener la regla. La etapa anterior a la desaparición de la regla se llama premenopausia y la etapa posterior a la desaparición de la regla se llama postmenopausia.

La sociedad asocia la menopausia con la vejez, con la pérdida de juventud y con la merma de belleza, pero esto no es así, la menopausia es una etapa más en la vida de las mujeres y debe aceptarse de manera positiva. Si quieres saber cuales son sus síntomas y que medidas se pueden llevar a cabo para mejorar sus consecuencias sigue leyendo este artículo.

Sudores, nervios, escalofríos son los síntomas de la menopausia. La mayoría de las mujeres entran en la menopausia a partir de los 50 años, sus ovarios dejan de funcionar y de producir hormonas femeninas como los estrógenos y la progesterona.

Síntomas de la menopausia

Los síntomas de la menopausia son diversos y entre ellos se encuentran:

  • Sofocos: consisten en una sensación de calor y sudoración en la cara, cuello, pecho y espalda que suele durar al menos unos dos minutos y luego aparecen escalofríos. Es el síntoma principal de la menopausia y puede durar hasta cinco años aunque su intensidad va disminuyendo con el tiempo. Para paliar este síntoma es aconsejable vestirse con fibras naturales como el algodón y el lino y llevar prendas que se puedan quitar fácilmente cuando aparecen los sofocos. También es aconsejable poner la calefacción a una temperatura no muy elevada en invierno. En cuanto a la comida es mejor no consumir alimentos con muchas especies y vigilar el consumo de café y alcohol.
  • Alteraciones del sueño: debido a los sofocos durante la noche, el sueño se ve interrumpido. Para paliarlo es aconsejable crear una rutina para ir a la cama siempre a la misma hora, olvidarse del café, té o refrescos y evitar tener la televisión o el ordenador en la habitación.
  • Cambios vaginales: durante la menopausia se produce una sequedad en la vagina que hace que las relaciones sexuales puedan resultar dolorosas. Además, también aumenta el riesgo de infecciones de vejiga. Para mitigar estos síntomas puedes comprar en la farmacia geles para tratar la sequedad vaginal y tomar alimentos que te ayuden a prevenir las infecciones de vejiga.
  • Cambios en la piel: la piel se reseca, pierde elasticidad y puede provocar picor. Para reducir estos síntomas debes beber mucha agua para mantenerte correctamente hidratada y no debes bañarte demasiado para evitar que la piel se reseque y se escame produciendo picor.
  • Cambios en el pelo: durante esta etapa el pelo de la cabeza se vuelve débil debido a la falta de estrógeno y también aumenta el pelo facial debido a la tetosterona. Para disminuir estos síntomas es mejor no teñirse demasiado el pelo para no dañarlo pues durante la menopausia el pelo se vuelve frágil.
  • Pérdida de memoria: con la menopausia puede aparecer dificultad para recordar las cosas y para concentrarse. Para paliar estos síntomas es bueno ejercitar la memoria con juegos de letras o crucigramas.
  • Cambios de humor: durante esta etapa se producen cambios bruscos de humor, irritabilidad, cansancio o incluso depresión y ansiedad. Es normal un sentimiento de desánimo, por eso es necesario aprender a valorarse para poder luchar contra estos síntomas negativos.
  • Aumento de peso: es habitual que durante esta etapa de la vida se sufra un aumento de peso debido al cambio hormonal. Por ello, es necesario hacer ejercicio para poder controlar este aumento de peso.
  • Osteoporosis: los huesos se vuelven frágiles por la bajada en los niveles de estrógenos y pueden aparecer las temidas fracturas. Hay que cuidarse y mantener un correcto aporte de calcio para paliar la fragilidad de los huesos.
  • Enfermedades del corazón: al llegar a la menopausia el riesgo de padecer enfermedades del corazón aumenta considerablemente, lo que hace fundamental llevar una vida lo más saludable posible comiendo correctamente y haciendo ejercicio moderado.

Tratamiento de la menopausia

La dieta es muy importante para mejorar tu estado de salud durante la menopausia. Debes tomar café y té de forma moderada y limitar el consumo de la carne de cerdo y pollo porque su alta cantidad de grasas saturadas disminuyen la capacidad del cuerpo para metabolizar los estrógenos.

Las isoflavonas de soja son unas sustancias que poseen una estructura similar a los estrógenos humanos. Por eso actúan como tales sobre el organismo, proporcionando beneficios a la mujer en la etapa de la menopausia.

Además de cuidar tu alimentación y de tomar complementos que te ayuden en la menopausia como las isoflavonas de soja, también debes llevar una vida saludable, hacer ejercicio moderado y olvidarte de fumar.

También debes acudir al ginecólogo para que te haga una revisión y descartar con ello posibles problemas.

Cortesía: http://centromujer.republica.com

Comentarios de Facebook