Fallece una niña tras caerle rama de árbol al salir del colegio

Una niña de 12 años ha fallecido después de que le haya caído encima la rama de un árbol a la salida del colegio Santiago el Mayor, en Toledo, al parecer tras una fuerte racha de viento.

Fuentes del Hospital Virgen de la Salud de Toledo han informado a Efe del fallecimiento de la niña, sobre las 16.30 horas.

El servicio de emergencias 112 han informado a Efe de que el suceso ha ocurrido sobre las 15.10 horas, cuando la niña se encontraba en la plaza Solar de Antequeruela después de salir del colegio Santiago el Mayor.

Como consecuencia del impacto, la menor ha quedado inconsciente y ha sido trasladada al hospital Virgen de la Salud de la ciudad.

Hasta el lugar del suceso se han desplazado agentes de la Policía Local y bomberos, además de la UVI que ha trasladado a la niña al hospital.

La menor, que era hija única y vivía con la madre, de nacionalidad rumana, cursaba primero de la ESO en este colegio concertado, han indicado a Efe fuentes cercanas a la familia.

Según su relato, estaba sentada en el banco de la puerta del colegio, junto a otras amigas, tras haber finalizado las clases, cuando ha caído la rama y la ha golpeado en la cabeza hacia las 15:10 horas.

Al ocurrir el suceso, los responsables del colegio han llevado al resto de escolares al interior del centro educativo, han limpiado todo y han quitado la rama y han reunido a su equipo directivo.

Los padres de los escolares han ido conociendo la noticia a través de grupos de Whatsapp y se han ido reuniendo junto al centro educativo, entre el nerviosismo general, con niños y padres llorando, según ha comprobado Efe.

Algunos vecinos que transitaban esta tarde por la Plaza del Solar de la Antequeruela han comentado que no es la primera vez que caen ramas de los árboles, olmos de mucha antigüedad, ya que el año pasado, por ejemplo, se rompieron tres.

A media tarde, la Plaza del Solar de la Antequeruela -una zona tranquila de la ciudad en la que apenas hay tráfico y que dispone de un pequeño parque infantil- estaba prácticamente desierta, tan solo algunos medios de comunicación y periodistas apostados junto al colegio, cuyos responsables han declinado hacer declaraciones.

En la plaza podía verse una zona acordonada por la Policía Local con vallas y cinta en el lugar donde se ha producido el suceso.

Varias comarcas de la provincia de Toledo se encuentran en alerta amarilla ante el riesgo de fuertes rachas de viento, que pueden alcanzar hasta los 70 kilómetros por hora, según la Agencia Estatal de Meteorología.

FUENTE EFE

Comentarios de Facebook