Un accidente con fuegos artificiales deja 24 heridos de gravedad en Cuba

Veinticuatro personas resultaron heridas, la mayoría de gravedad y entre ellos seis menores, en un accidente con fuegos artificiales ocurrido en las tradicionales Parrandas de Remedios que se celebran en la provincia cubana de Villa Clara (centro), informan hoy medios de la isla.

Los menores heridos tienen edades comprendidas entre 11 y 15 años y se encuentran internados en el Hospital Infantil “José Luis Miranda” de la ciudad de Santa Clara, con pronóstico grave, muy grave o crítico, según recoge el periódico local Escambray.

Otros 16 lesionados que sufrieron quemaduras están ingresados en el hospital provincial “Arnaldo Milián Castro” de Santa Clara, donde están reportados como menos graves, muy graves, y algunos en situación crítica o crítica extrema.
“Fue impresionante.

Había mucha gente y empañaron las fiestas”, dijo Miguel Ángel Pérez, de 48 años, que arrienda dos habitaciones en su casa para los turistas, que en esta temporada llegan de a miles cada año en la pequeña localidad a unos 350 kilómetros de la capital.

La explosión al parecer de un mortero se produjo durante el inicial “saludos de los barrios” en el parque principal sobre las 10.30 de la noche, dejando un reguero de sangre y zapatos tirados, relató Pérez, quien aseguró que toda la población estaba muy consternada por los sucesos pues salvo algún incidente aislado no suele haber problemas en los fraternales concursos. “De todas formas se está investigando”, añadió.

Pérez indicó que además de las personas que intentaban prender el artefacto quedaron lesionados varios por la “onda expansiva” de la explosión.

Las “Parrandas” son fiestas populares de tradición centenaria que se celebran cada 24 de diciembre en la localidad de Remedios, donde dos barrios del municipio, El Salvador y El Carmen, alternan y se desafían como contendientes a través de la música, la danza y los fuegos artificiales.

De acuerdo con la tradición, una vez que las campanas de la Iglesia Parroquial Mayor repican cerca de la media noche, cada bando muestra el secreto largamente protegido todo un año: el diseño de las carrozas, faroles, fuegos artificiales y trabajos de plaza.

Las “Parrandas de Remedios” son una celebración cultural y folclórica cubana, reconocida como Patrimonio Cultural de la Nación, que comenzó en el año 1820 y luego se extendió a otros 17 pueblos y ciudades de la isla.

cortesía: Agencia EFE

Comentarios de Facebook